Pasajera de avionazo en Durango: salté por un hueco; tenía miedo de quemarme

Pese a que sobrevivientes del accidente que ocurrió ayer con el vuelo AM2431 de Aeroméxico, en la terminal de Durango, dieron distintas versiones, otros aseguran que todos los pasajeros lograron salir antes de que estallara.  De acuerdo con Yaquelín Flores, quien radica en Bogotá, Colombia, y que se encontraba en Durango visitando a sus familiares, antes de que la nave se preparara para despegar llovía muy fuerte.

“Aceleró para despegar y se elevó, pero entramos en una tormenta muy fuerte y el avión se cayó, luego nos golpeamos porque se fue deslizando hacia adelante. Me acordé del protocolo de poner el pecho sobre las rodillas y mi hija también”, dijo la sobreviviente del vuelo que tenía como destino Ciudad de México.

“Se fue deslizando largo tramo y cuando se detuvo, me di cuenta que todas las maletas se cayeron y el pasillo estaba bloqueado; de inmediato empezó el incendio, volteé hacia atrás y justo por el ala, que era donde me tocaba, había un hueco. Nos desabrochamos los cinturones y le dije a mi hija que teníamos que salir por ahí y saltamos. “Había niños saliendo y gritando y el fuego inició de inmediato. Logramos salir por el hueco, pero había llamas. Tenía miedo de quemarme, pero saltamos sin pensar ni sacar nada”, expresó. Aeroméxico: oportuna acción de tripulación evitó pérdida de vidas SCT crea comisión para investigar vuelo accidentado en Durango Accidente aéreo en Durango ocurrió por mal clima: OMA Accidente de avión en Durango deja 85 lesionados La pasajera dijo estar serena ya que su hija y ella estaban bien: “Nos lastimamos el pie al caer porque era alto, pero un señor que ya había brincado antes nos dio la mano.

“Sentíamos que las llamas se prendían rápidamente, pero llovía y creí que se iban a pagar; caminamos para retirarnos del fuego, pero la gente estaba en pánico, iba otra familia con sus tres niños y otro señor tenía sangre en la cabeza”, agregó Flores. Narró que continuaron caminando para alejarse del avión que se incendiaba y que llegaron a una caseta, donde ya estaba una aeromoza y otras personas; ahí debieron esperar a que pasara la lluvia y que llegara la ayuda. Aseguró que el personal que las auxilió tardó unos 20 minutos, además de que dijo estar desconcertada porque perdió su conexión a Colombia, pasaportes y pertenencias, por lo que pidió a la empresa o a autoridades ayudarla en este aspecto. Otros testigos, cuyos nombres no fueron proporcionados, dijeron: “Un rayo le pegó al avión y caímos”.

En un video compartido en redes sociales en un portal de noticias locales, uno de los sobrevivientes, que salió caminando, explicó que el avión tardó un poco en despegar y finalmente no lo logró; presuntamente porque se lo impidió una fuerte corriente de aire. “El avión se tardó un ratito en despegar, hasta que existieron condiciones; el aire lo traía a favor, todo bien, pero como que lo agarró una corriente muy fuerte y no alcanzó a despegar”, afirmó.  “Los señores y yo veníamos en Clase Premier y por eso pudimos salir rápido; pero sí estaba saliendo la gente.

Tardó un buen rato, como unos tres o cuatros minutos”, señaló el pasajero. Al llegar los servicios de emergencia apagaron el fuego, pese a que algunos pasajeros aseguran que hubo explosiones.  http://www.milenio.com/policia/habia-ninos-gritando-luego-inicio-el-fuego

Deja una respuesta